Resultado de imagen de morbidos

La Comunidad Valenciana prohibirá que los cadáveres de personas con obesidad mórbida sean incinerados. La nueva orden que regula el funcionamiento de los hornos crematorios, que se encuentra en fase de alegaciones, no lo permite porque, según indican fuentes de la Consejería de Sanidad Universal y Salud Pública, la combustión, incluyendo la energía necesaria para la misma, genera excesivas emisiones tóxicas.

 El documento prohíbe, además, "la cremación de cadáveres que hayan recibido tratamientos contra el cáncer mediante inserción de agujas radiactivas".