Resultado de imagen de Casado niega irregularidades en su licenciatura rtve

El vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Casado, ha negado este miércoles que haya irregularidades en el proceso de obtección de su título universitario de Derecho en el Centro Universitario Cardenal Cisneros, un centro público-privado adscrito a la Universidad Complutense de Madrid (UCM).

Por su parte, la UCM ha reclamado al Cardenal Cisneros toda la información sobre los estudios de Casado, y ha advertido de que "se procederá con la máxima contundencia" en caso de haber indicios de la "más mínima irregularidad".

En declaraciones al Canal 24 horas de TVE, Casado ha tachado de "absolutamente falsa" la información que este miércoles publica El Mundo. según la cual, habría superado 12 materias de las 25 de la carrera de Derecho en cuatro meses con "facilidades", poco después de ser elegido diputado madrileño en el año 2007, y ha asegurado que esa noticia solo busca "machacar su prestigio personal".

El dirigente 'popular' empezó su carrera en 1999 en la Universidad Pontificia de Comillas, también conocida como Icade, y en 2004, solicitó el traslado al Cardenal Cisneros, donde terminó la titulación. Según El Mundo, hubo presiones a profesores desde el PP para que Casado terminara de una vez la carrera.

Las explicaciones de Casado

El dirigente 'popular' ha explicado en TVE que no hubo ningún trato especial y que al cambiar de centro de estudios a mitad de carrera se vio perjudicado y, en ningún caso, "favorecido", pues cuando dejó Icade, él tenía aprobadas 36 asignaturas, de las que el Cardenal Cisneros, solo le "convalidó" siete.

Casado ha reconocido que sacó 12 asignaturas en cuatro meses porque dos las tenía ya superadas en Icade; otras cinco las llevaba preparando tres años, pues "no era la primera convocatoria a la que se presentaba", y otras cinco las aprobó de una vez.

En este sentido, ha asegurado que "no es nada extraño" que se presentara y aprobara en tan poco tiempo todas esas asignaturas, porque tenía "varias superadas anteriormente en Icade" y porque es "habitual" examinarse de tantas materias en poco tiempo entre los alumnos que cursan quinto o cursan, como él, dos carreras al mismo tiempo -en su caso Derecho y Administración y Dirección de Empresas-.

"No es una acusación que va contra mí solo, sino va también contra la universidad, contra los profesores", ha afirmado, al tiempo que ha tachado de "difamación" dicha información y de no estar basada ni en pruebas. Ha criticado que ni siquiera se mencionen las fuentes. A su juicio, la noticia de las sospechas sobre sus estudios "atenta" tanto contra su carrera política, como profesional.

Sobre las presuntas presiones a profesores para que terminara la carrera, Casado también lo ha negado y ha alegado que solo tenía 22 años cuando sucedieron las presuntas irregularidades. "¿Qué profesor va a sentirse coaccionado por un alumno de 22 años? Si es así, estaría ese profesor incurriendo en un delito de prevaricación", ha advertido.

Entre las supuestas llamadas al centro de estudios de Casado, El Mundo apunta a la expresidenta madrileña Esperanza Aguirre y líder del PP de Madrid en aquel momento. Al respecto, Aguirre ha asegurado en la Cope que todo es "falso", que ella nunca llamó a nadie para ese asunto pues "ni sabía dónde estudiaba".