Agrupación Socialista Gomera (ASG) ha defendido en el Parlamento de Canarias la necesidad de que el Gobierno de Canarias inste al Estado a regular de forma efectiva el alquiler vacacional, a través de la modificación de la Ley de Arrendamientos Urbanos y mediante medidas fiscales.

El diputado de ASG Jesús Ramos mostró su preocupación por la complicada situación actual a la hora de acceder a una vivienda en régimen de alquiler convencional, ya que explicó que “el derecho a la vivienda se ha visto afectado por la crisis económica, algo que se ha agravado por el crecimiento del alquiler vacacional, sobre todo en islas más turísticas como Lanzarote y Fuerteventura”.

Al respecto, reiteró al Ejecutivo autonómico la importancia de contar con la cooperación del Gobierno español, ya que a su juicio, “el panorama actual requiere de una respuesta política de ámbito estatal que establezca las directrices oportunas para proteger a los inquilinos”.

Una vez más, recordó que cada una de las islas cuenta con realidades diferentes a las demás, por lo que es imprescindible que el decreto en el que trabaja el Gobierno regional sea lo más flexible posible para adaptarse a las necesidades de cada territorio y conjugar todos los intereses.

En concreto, aludió a La Gomera, donde en municipios como Valle Gran Rey conviven perfectamente ambos modelos y ello permite dar una oportunidad a las numerosas familias que viven de esta actividad. No obstante, incidió en la importancia de controlar los precios del mercado para no romper la dinámica que ha brindado el turismo tradicional.

Además, consideró primordial activar cuanto antes el nuevo Plan Canario de Vivienda y que tenga especial dedicación al fenómeno del alquiler vacacional, permitiendo la construcción de vivienda nueva en las zonas donde se ha visto reducida la oferta de pisos residenciales o en las que se ha producido una subida más acuciada de los precios.

Además, defendió ampliar el parque público de vivienda de alquiler y de compraventa, así como una mayor potenciación de las viviendas de promoción oficial.

“Sabemos que es un reto difícil, pero esperamos que el Ejecutivo canario articule este ambicioso plan para dar la respuesta adecuada a esta problemática del encarecimiento de la vivienda y que se aborde de manera específica las demandas de la sociedad canaria”, concluyó.